“Sin acuerdo era imposible pagar”

Con la sanción del Senado, el Congreso aprobó el acuerdo de refinanciación de la deuda con el FMI contraída en 2018 por el expresidente Mauricio Macri. El ministro de Economía, Martín Guzmán, principal gestor de la renegociación, valoró el voto de los parlamentarios y señaló: “Sin un acuerdo era imposible pagar”.

 

Pese al rechazo de una parte del oficialismo, la Cámara alta votó por amplia mayoría el proyecto que renegocia el crédito de u$s44.500 millones que el organismo multilateral otorgó a Juntos por el Cambio durante la gestión de Macri.

 

De los 56 votos a favor, veinte salieron del bloque oficialista, en tanto que los otros 36 salieron de la oposición y de sectores aliados. Los 13 votos en contra fueron del propio Frente de Todos.

 

Los votos negativos fueron emitidos por un sector del Frente de Todos que, mayormente, no participó de los debates y sólo se hizo presente en el recinto a la hora de votar.

 

Mediante un hilo de Twitter, Guzmán señaló que la sanción “le permitirá al país refinanciar la deuda récord de 2018, evitando desestabilizar la economía” y expresó que “el resultado y el proceso son un paso firme hacia adelante en el desarrollo de nuestra República”.

 

El referente del equipo económico del Gobierno del Frente de Todos hizo énfasis en que “sin un acuerdo era imposible pagar” y esto iba a implicar “que no hubiese financiamiento en Argentina” sumado a la caída de la producción, el empleo y “efectos desestabilizantes sobre el tipo de cambio”.

 

Lisa y llanamente, el ministro remarcó que si Argentina no alcanzaba el acuerdo, iba hacia un escenario que “implicaba ajuste”, algo que a su consideración no ocurrirá. “Nuestra responsabilidad era dar tranquilidad y certeza de rumbo”, dijo.

 

Respecto a quienes critican el entendimiento alcanzado, tanto propios como ajenos al gobierno, Guzmán no dudó en afirmar que “logramos un acuerdo radicalmente diferente de todos los que históricamente se tuvieron con el FMI”. Y explicó: “No hay quita de derechos ni a trabajadores ni a jubilados. Se expande la inversión en infraestructura y conocimiento. Logramos poner por delante a los intereses de la economía real”.

 

En las últimas semanas, el proyecto obtuvo una amplia mayoría de votos afirmativos en Diputados y en el Senado. A propósito del nivel de consenso general, consideró que “nunca un acuerdo con el FMI tuvo apoyo social y político federal de tal magnitud. Por primera vez en la historia pasó por el Congreso y logró un nivel de adhesión del 80%. También acompañaron sindicatos, el sector privado, universidades, movimientos sociales y la sociedad civil!”. Paradójicamente, fue un grupo de legisladores de su propio partido quienes mostraron un fuerte rechazo, en comunión con diputados de izquierda y liberales.

Fuente: Ambito, Argentina

Tags

Share this post:

Related Posts

Envianos correo con tu opinion y sugerencias. 

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore